Print Friendly, PDF & Email

BP acaba de anunciar que no incrementará su huella de carbono en los próximos 7 años.  Plantea que reducirá las emisiones fugitivas de carbono y metano en sus pozos de petróleo y gas. En conjunto, las medidas equivalen a una reducción de un 7% de las emisiones relacionadas con sus operaciones.

Por su parte, la meta de Shell pareciera más ambiciosas, pues, se ha comprometido a que en 2050 reducirá un 50% la huella de carbono derivada de sus ventas de energía. Shell invertirá en generación eólica, biocombustibles y vehículos eléctricos (The Guardian).

Hace algunas semanas Shell publicó un estudio energético advirtiendo de la necesidad de transitar rápidamente desde los combustibles fósiles a energías que no emitan CO2.

Desde hace algún tiempo que las petroleras están enfrentado acciones legales, y presiones de sus propios inversionistas, con el fin de enfrentar más decididamente el calentamiento del planeta como consecuencia del uso de combustibles fósiles.

You may also like

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.