Para cumplir con la meta del Acuerdo de París (COP 21), de que la temperatura a fines de siglo se mantenga bajo 1,5°C (medido respecto de la era pre industrial), no es suficiente transitar desde los combustibles fósiles a formas de energía que no emitan CO2. Lo que realmente marcará una diferencia, será el  desarrollo de tecnologías capaces de succionar el CO2 desde la atmósfera, las que deberían estar funcionando a más tardar en 2030. La realidad es que las actuales tecnologías desarrolladas para capturar el CO2 emitido desde las centrales termoeléctricas y almacenarlo subterráneamente (CCS por siglas en inglés), no han sido del todo exitosas, e incluso, no están comercialmente disponibles. Entre las ideas para lograr este objetivo, se cuenta la producción masiva de biomasa, que…

.


Para continuar leyendo este contenido, se requiere un perfil de membresía con los permisos adecuados.

Si usted ya está registrado, por favor
INICIAR SESIÓN

De lo contrario, por favor
Solicitar Información a breves@brevesdeenergia.com

.

You may also like

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.